¿Por qué mis alumnos de clases de apoyo abandonan?

¿Cuándo acabar clases particulares? Es una pregunta a la que se enfrentan muchos profesores particulares que llevan mucho tiempo impartiendo clases a un alumno y que ven que los objetivos de las clases se han logrado, pero no siempre es así…

ALUMNOS DE CLASES DE APOYO

Hay ocasiones en las que, después de unas clases, el profesor particular recibe una comunicación por parte del estudiante que le comunica su intención de dejar las clases particulares. Cuando ocurre en solo una ocasión no hay por qué darle mayor importancia, pero si la situación se repite, el profesor empezará a preguntarse: ¿por qué mis alumnos de clases de apoyo abandonan pronto su intención de aprender con mi ayuda? Y, aunque no sería fácil dar una única respuesta, lo cierto es que hay algunas posibles razones.

¿Por qué mis alumnos de clases de apoyo abandonan?

Clases particulares poco interesante…

Cuando son varios los alumnos de clases de apoyo que ponen fin a las clases sin mayores explicaciones, un motivo común es que el alumno no está encontrando en las clases el tipo de formación que buscaba, que necesitaba o que esperaba…

Al buscar clases particulares, el alumno es consciente de que hará una inversión en su formación, por lo tanto, si no ve resultados, será fácil que pronto empiece a plantearse la búsqueda de un profesor particular que realmente le ayude a alcanzar sus metas y este proceso pasa, en primer lugar, por abandonar las clases que está realizando y en las que considera que está tirando el dinero.

Falta de experiencia o formación

Muchas veces las clases de apoyo son consideradas como un tipo de formación «de andar por casa» que cualquiera puede realizar de forma efectiva y que requieren de poca o ninguna experiencia, y del niveles bajos de formación… La realidad es bien distinta porque las clases de apoyo no son solo una ayuda para hacer los deberes, sino el complemento de las clases escolares que debe ayudar a comprender conceptos, a aprender a estudiar y a estudiar y aprobar de forma autónoma al alumno a través de un plan de estudio completo.

Para conseguir los objetivos de las clases de refuerzo, hay que tener formación concreta y experiencia impartiendo clase según el nivel y la materia, si estos objetivos no se consiguen, los alumnos de clases de apoyo terminarán por abandonar las clases, después de todo, de poco sirve llevar los deberes hechos si, después, las asignaturas no se aprueban…

Una tarifa poco adecuada

El precio más bajo por hora de clase particular atrae a más alumnos, es cierto, pero ¿qué tipo de alumnos? Quienes realmente valoran su formación, buscan una tarifa justa y que demuestre que el profesor valora su tiempo y su esfuerzo, en cambio, quienes dan menor valor a su formación, buscarán las clases de apoyo más baratas…

Quizás, el problema no esté ni en la metodología, ni en la experiencia, ni en la formación del profesor, sino en que la tarifa propuesta atrae a alumnos de clases de apoyo que, realmente, están poco interesados en su formación.

Clases de apoyo con un plan personalizado

Previsión, organización y planificación son las claves de las clases de apoyo de éxito. Escuchar al alumno desde el primer día, tener claros cuáles son los objetivos de las clases y valorar de forma adecuada el tiempo y la dedicación son la fórmula infalible para que los alumnos de clases de apoyo no abandonen después de solo unas clases.

Deja un comentario