Cómo convertir un aburrido agosto en la ciudad en productivo

Otra vez llega agosto, el mes en el que todo el mundo se va de vacaciones y en el que las ciudades quedan desiertas. O casi desiertas, porque tú vuelves a quedarte solo en la ciudad, sin ningún amigo con el que contar, y sin grandes planes para que este mes se haga más llevadero. Así que ya sabes qué es lo que toca: otro aburrido agosto en la ciudad.

¿Por qué no convertir el aburrido agosto en la ciudad en una productiva oportunidad para desarrollarse y aprender? Hay muchas formas de convertir este mes en una buena forma para aprender eso que tanto tiempo llevas con ganas de aprender y es que, aunque no te lo parezca, no estás solo, y hay muchas más personas que están en la misma ciudad y que, además, son profesores particulares dispuestos a ayudar a aquellos que pasan un aburrido agosto en la ciudad…

Cómo convertir un aburrido agosto en la ciudad en productivo

Aunque no te lo parezca, hay gente en tu ciudad, y muchos de ellos son profesores particulares en busca de alumnos ya que, ahora, muchos de los alumnos habituales se han ido a lugares de descanso… Así que se produce una situación perfecta para encontrar a buenos profesionales de la docencia preparados para ofrecer clases de gran calidad o, por ejemplo, para unas sesiones formativas intensivas con las que en muy pocos días se pueden conseguir grandes logros.

Por ejemplo, es el momento perfecto para unas clases particulares de idiomas  con un profesor nativo o bilingüe, de esas con las que puedes lograr perfeccionar el idioma que siempre dejas como pendiente porque otras actividades absorben tu tiempo o porque siempre lo pospones por otros motivos… ¡Ahora no hay razón para no aprovechar el tiempo en algo que llevas tiempo queriendo hacer!

A lo mejor los idiomas no son los que te preocupan, pero ello no quiere decir que tengas que verte resignado a un aburrido agosto en la ciudad, seguro que llevas tiempo dándole vuelta a aprender a tocar la guitarra, también de esto hay clases particulares con las que perfeccionar el aprendizaje de este instrumento, o del piano, o del saxofón.

Que tampoco son los idiomas lo que preocupa a tu tiempo, bueno, pues quizás sea el momento de aprender de una vez los secretos de las redes sociales, o lo que es más urgente, de conocer cómo se utilizan el ordenador, o de conocer los secretos de la gestión de páginas web o los de la programación.

Vamos, que tendrás que conformarte con pasar un verano en la ciudad y con pasar tu tiempo trabajando o estudiando en tu ciudad, o tal vez, simplemente, resignado al hecho de que este año no tocan vacaciones en agosto, pero nada de ello quiere decir que tengas que pasar un aburrido agosto en la ciudad porque no tienes ningún plan interesante, sino que puedes cambiar esta dinámica para hacer que donde ahora ves mucho tiempo libre para aburrirte, puedas ver oportunidades para formarte.

Deja un comentario